SIEMENS S45: Auge y caída de una marca

SIEMENS S45Anunciado en el 2001, el Siemens S45 fue el primer teléfono móvil GPRS de Siemens , que permitía una transmisión de datos y acceso a Internet más rápido con las redes GSM -900 y GSM -1800 de doble banda acopladas. El teléfono venía con 360 KB de memoria interna, lo que en ese momento se consideraba generoso. Este espacio de almacenamiento se comercializó como flexible porque podría manipularse como un disco duro a través de un cable de teléfono a serie suministrado, y el software incluido aseguraba que los archivos pudieran transferirse desde el escritorio de la computadora al teléfono con solo arrastrar y soltar el mouse. Más tarde, Siemens lanzó el S45i, con una cuenta de correo electrónico agregado. Con unas dimensiones eran de 109 x 46 x 20 mm, 69 cc (4.29 x 1.81 x 0.79 in), un peso de 93 g (3.28 oz), una pantalla de 101×80 px caracteres y una bateria de 850 amperios hora, el Siemens S45 no tenia cámara integrada, wi-fi, bluetooth, EDGE y GPS, pero aun así, se hizo un espacio en un mercado tan competitivo. Lamentablemente el tiempo estuvo en su contra y al igual que la marca, tuvo un rápido declive. Es por ello que aprovechando la ocasión, es momento de repasar la historia de Siemens que pasó en muy poco tiempo del éxito al olvido. Como sabéis, Siemens Mobile era el nombre de la división alemana de Siemens que se encargaba de la producción de teléfonos móviles. Comenzó su andadura en 1985 con el Siemens C1, un auténtico pionero de la telefonía móvil, que de hecho ocupaba lo mismo que un bolso de mujer. Era lo que hoy nos parece un trasto enorme, pero que hace casi treinta años era verdaderamente revolucionario: poder hablar por teléfono desde cualquier parte. Sobra decir que no estaba orientado al público mayoritario, sino a individuos muy concretos, que necesitaran este primer actor en la historia de Siemens. El panorama de la industria móvil cambió mucho con el paso de los años. A finales de los noventa la situación ya era totalmente diferente: los terminales de entonces cabían, mejor o peor, en un bolsillo y en la palma de la mano. Para entonces, Siemens volvía a exhibir fuerza lanzando una serie de dispositivos pioneros que le hacia prever un gran futuro. Así, entró en el nuevo milenio con una posición clara en la industria móvil: pioneros incluyendo nuevas funcionalidades y características. Se repartía junto a Nokia un buen porcentaje de la cuota de mercado, acompañado de otros actores importantes como Alcatel, Motorola, NEC… Panorama muy distinto al actual. No existía la competencia de Apple, Samsung tenía un papel irrisorio, y ni hablemos de Huawei, BlackBerry o HTC. En su estrategia estaba el lanzamiento de bastantes terminales al año, los cuales seguían estas pautas para su nomenclatura. Todo marchaba bien para Siemens a principios de década. Pero por aquel entonces no se tenía tan presente que en cuanto alguien se duerme, el resto de competidores lo aprovecha. Eso le ocurrió a Siemens: hacían unas campañas de marketing excelentes, inoculando así una percepción algo desviada de la realidad en sus consumidores. Estas campañas, unidas a precios algo elevados, y un diseño físico en muchos casos sublime, transmitían una imagen poderosa como marca. El problema venía después, cuando el usuario descubría que el funcionamiento no era tan brillante como esperaba, y sus componentes tampoco tenían una calidad excesiva. O al menos, que se correspondiese con sus expectativas y su precio. Lo cierto es que Siemens ocupaba el papel que hoy tiene Samsung en cuanto a variedad de dispositivos lanzados. Cubrían todas las necesidades y gamas, jugando a entremezclar las letras anteriores en los nombres de sus móviles para que nos pudiésemos hacer una idea de cómo era un móvil simplemente conociendo su nomenclatura. No arriesgaban tanto como Nokia, que se podía permitir lanzar dispositivos bastante estrambóticos (innovadores, por otra parte), pero desde luego sí sacaban modelos realmente hermosos. Desafortunadamente, algunos de esos terminales llegaban cuando muchos consumidores ya habían perdido la fe en la firma alemana. La historia de Siemens tiene este momento como punto de inflexión: el de sus usuarios desencantados y mudándose a otras marcas, ayudando a la gran consolidación de Nokia a mediados de década. Para el 2004, la cuota de mercado mundial de Siemens bajó de un 8 % a un 5,5 %, evidenciando que el fabricante alemán ya no atravesaba por los buenos momentos de antaño. En ese momento se encontraba en el quinto puesto de los fabricantes, inmersa en una tendencia a la baja que se acentuó a finales de año. En el 2005, Siemens anunció que la compañía (división, mejor dicho) no se vendería, para tratar de acallar los rumores de crisis de la marca. Sí reconoció que se debía replantear la estrategia de la marca y redoblar los esfuerzos, materializándose este compromiso en el acuerdo alcanzado con los trabajadores para que comenzaran a trabajar más horas. Meses más tarde, en junio de ese año, Siemens tiraba la toalla y vendía la división Siemens Mobile a BenQ. El último teléfono acuñado por Siemens fue el Siemens SXG75, un dispositivo que contaba con la ventaja de tener un chip GPS, pero que ya había perdido incluso el cuidado diseño de sus predecesores. Con esta venta, se convirtió en estéril una inversión reciente de 350 millones de euros. BenQ, firma electrónica taiwanesa, se comprometía a continuar con la producción de terminales bajo la marca BenQ-Siemens por los siguientes cinco años, es decir, hasta mediados de 2010. Este movimiento fue bastante criticado, llegándose a contemplar como un duro golpe a la economía alemana. La andadura de BenQ-Siemens tampoco resultó todo lo beneficiosa que se esperaba. Los nuevos terminales tenían un diseño nada atractivos en general, y no se mejoraba nada en cuanto a valor del software y usabilidad. El primer mazazo vino con los datos de mercado, que reflejaban que con BenQ-Siemens se perdió un 40 % de cuota. Se abría una fuerte crisis en la división ya de BenQ, y la dirección de la marca no era partidaria de seguir con la producción. En ese momento, BenQ se declara en suspensión de pagos. Una marca histórica para la telefonía móvil se desvanecía. La historia de Siemens terminaba. El 29 de septiembre de 2006, se declara a BenQ Mobile (la división de la que BenQ-Siemens dependía) en quiebra y se paraliza su producción. Finalmente, el 31 de diciembre de 2006, todas las operaciones finalizan. El último día de 2006, Siemens se apagaba. Así finalizó el tortuoso y breve camino de Siemens desde que las cosas dejaron de irle bien. En opinión de muchos, una decisión precipitada, que acabó con una marca y con más de 16.000 empleos en Alemania. Realmente existe un espejo en el que Siemens podría mirarse a día de hoy: la propia Samsung, que durante muchos años tuvo una presencia nimia hasta que empezó a despegar, y que en los últimos años ha alcanzado una gran relevancia de la mano de Android. Los alemanes no tuvieron la misma paciencia, y en apenas dos años la historia de Siemens cambió por completo. Tocó a su fin, y terminó el periplo de una de las marcas punteras y pioneras en los primeros compases de la historia de la tecnología móvil. En cuanto al Siemens S45, aun es vendido en la red, pero más como una pieza de colección que por lo que ofrece.

Anuncios

ANGEL: Un vampiro con alma humana

ANGELFue una serie de televisión estadounidense nacida en 1999 como una secuela de ‘Buffy the Vampire Slayer’. En ella se detalla los juicios en curso de Ángel (David Boreanaz) un vampiro cuya alma humana le fue devuelta por los gitanos como castigo por el asesinato de uno de los suyos. Luego de más de un siglo de asesinatos y la tortura de inocentes, el alma restaurada de Ángel lo atormenta con remordimiento y culpa. Ángel se muda a Los Ángeles, California, luego de que quede claro que su relación con Buffy, no puede continuar. Durante las primeras cuatro temporadas, trabaja como detective privado en Los Ángeles, donde él y una variedad de asociados trabajan para “ayudar a los indefensos”, restaurando la fe y salvando las almas de aquellos que han perdido el rumbo. Típicamente, esto implica luchar contra demonios malvados o humanos aliados a ellos, principalmente relacionados con Wolfram & Hart, un bufete de abogados respaldado por prácticas ocultas que es una extensión de las fuerzas demoníacas de otro mundo, que Ángel asume en la última temporada. Asimismo, también debe luchar contra su propia naturaleza demoníaca. Acompañado por ( ) …… Pronto se encuentra asistido por Allen Francis Doyle (Glenn Quinn), otro personaje irlandés que es mitad humano, mitad demonio que, aunque parece un estafador, tiene un lado heroico. El trío inicial es completado por la superficial y malcriada Cordelia ( (Charisma Carpenter) ) quien se muda a Los Ángeles, como aspirante a actriz y que acaba como secretaria del protagonista. Con la muerte de Doyle en los primeros episodios de la primera temporada, otro personaje de Buffy da el salto a su spin-off: Wesley Wyndam-Pryce (Alexis Denisof) se une al equipo bajo el disfraz de “cazador de demonios canalla”, actuando como un alivio cómico e inicialmente no bien aceptado. Con el tiempo, Wesley muestra valentía y fortaleza, así como una crueldad asesina a sangre fría, Cabe resaltar que el vampirismo de Ángel es un tema latente que nunca ha sido el centro de la serie, para mostrarnos su necesidad de sangre o el no poder salir a la luz del día, pero es un tema que siempre está ahí y es su condición personal y por supuesto que centra algunas historias, pero no es el eje de la misma. Un gran acierto de la serie fue la incorporación de nuevos personajes sin relación con el universo inicial de Buffy, que con sus propias características completaron el equipo, y que con sus propias tramas que aliviaban el peso de Ángel como único centro de la serie. La serie se fue transformando en continuista, con la lucha del bien que representaba Ángel y sus amigos contra la consolidación de un enorme eje del mal, personalizado en el siniestro edificio que albergaba la firma de malévolos abogados demoníacos ‘Wolfram & Hart’. Estos conceptos sentaron las bases para desarrollar la serie en la dirección correcta, en especial el personaje de Cordelia que con sus nuevos poderes se transformó de un ser caprichoso y superficial a una heroína con una clara conciencia de sus deberes y su destino en la Tierra. La serie siempre disponía de muchas escenas de acción y una profusión de monstruos y efectos especiales de todo tipo. Ángel siempre tuvo un tono más negro y oscuro que Buffy, que no dejaba de conservar sus aires más juveniles, pero su evolución positiva consistió en oscurizar mas sus historias y sus personajes, con un presencia continúa de luchas de David contra Goliath, con nuestros héroes salvándose como podían de situaciones muy complicadas, aunque sufriendo graves consecuencias en algunos casos. Otro de los aspectos más interesantes de Ángel tiene que ver con la increíble cantera que representó para guionistas que empezaron o dieron los primeros pasos de su carrera en ella antes de saltar a hacer sus propias creaciones. Desde sus primeros capítulos, se convirtió en una de las series predilectas del público, por su hábil mezcla de genero fantástico con toques de cine negro, que hacían de cada episodio un autentico placer de visionado. Como el vino, la serie iba ganando con los años y aunque los trasvases de personajes con Buffy seguían existiendo como Spike y Harmony en la última temporada – lógico por otra parte al pertenecer al mismo universo de ficción – su diferenciación era completa y sus largas tramas se convirtieron en una verdadera adicción durante las últimas cuatro temporadas. La serie nunca se quedó estancada y fue progresando complicando cada vez las historias, pero controlando mucho a los personajes y siguiendo la regla de que cada acción tiene sus consecuencias, por muy heroica o trágica que sea, sin que nadie se libre de ellas. Ángel es muy recomendable para los seguidores del género fantástico pero si lo que buscan es realismo y un estilo más convencional, no pierdan el tiempo, porque la serie no va por esos derroteros y requiere un cierto salto de fe del espectador para creerse los peligros demoníacos que aparecen en cada episodio. La serie era de unos de los estandartes de la cadena WB y en su quinta temporada quedó en solitario al haber finalizado Buffy. La serie iba siendo renovada sin muchas dificultades pero el anuncio se hacía a finales de cada temporada, lo que obligaba a muchos guionistas y actores de la misma a rechazar otras propuestas a la espera de la renovación. Su creador Joss Whedon, quiso cambiar la dinámica y le pidió al director de la cadena WB, al principio de la quinta temporada que le dijera de forma inmediata si les renovaban o no. Ante el ultimátum, que molestó mucho a la cadena, se decidió por lo menos arriesgado, la cancelación. Debido a la antelación con que conocieron que esta seria su ultima temporada, los guionistas tuvieron tiempo de preparar un gran final, con una última escena en la que nuestros héroes proceden a cargar a pecho descubierto, al grito de ‘A por ellos’, contra unas inmensas fuerzas del mal concentradas para eliminarles. El final no es explicito y dejaba abierto un resquicio muy pequeño para su posible continuidad, pero constituyó un enorme colofón para los 110 episodios de una serie que culmino en el 2004. No cabe duda que Ángel fue una de las escasas secuelas, que ha conseguido salir de la larga sombra del original y formar su propia mitología fascinante y novedosa a partes iguales que hará las delicias de los seguidores del género fantástico.

FERRARI DINO: 50 años con mucha clase

FERRARI DINOUn cumpleaños feliz para mantener la belleza. El Ferrari Dino lo hace en calidad de auto clásico y vintage, y sin haber perdido un ápice de su atractivo. Como sabéis, este pequeño italiano pasó a la historia por ser el Ferrari más vendido de la historia, gracias a su afortunado diseño, su precio más asequible y -por supuesto- su motorización de seis cilindros y 2,4 litros, más que suficiente para mover el modelo a toda velocidad desde la mítica fábrica de Maranello. ¿Éxito o fracaso? Todo es relativo, porque los afortunados que tienen uno de estos vehículos saben que es uno de los vehículos más elegantes de la marca. La factoría del Cavallino Rampante ha sido, precisamente, uno de los escenarios destacados de tan relevante cumpleaños. La meta de una ruta netamente Ferrari y concebida a modo fiesta, una a la que estuvieron invitados un total de 150 modelos Dino de todo tipo y color y que dio comienzo en el circuito de Fiorano. Allí, estratégicamente colocados en espiral, los coches posaron para una imagen tomada por un dron pensada especialmente para conmemorar la reunión. Construidos entre el 68 y el 76, bajo la pequeña estructura del ágil Ferrari Dino hay un motor de seis cilindros diseñado por Alfredo Dino, fallecido prematuramente y cuyo nombre bautizaba a los productos Ferrari de menos de 12 cilindros. Esta vez, el propio Dino acabaría prestándole el apellido a uno de los modelos más recordados y queridos de la firma. Semejante trato familiar solo está reservado para los grandes, y aquí no nos referimos al tamaño. Con Pininfarina trazando las líneas de la carrocería, nada podía fallar. Además, otro emblema italiano como Fiat ayudó a la poderosa compañía a crear un modelo apto para la calle y pensado para que cualquier conductor pudiera disfrutar de un Ferrari por carreteras y ciudades, y de paso, homologar el motor para competición. La competencia del 911 de Porsche era intensa, y un grande como Ferrari no podía consentir que le llevaran la delantera. Su éxito fue inmediato. Hoy, el Ferrari Dino nos remite a una época más pura y más sencilla, pero también intensa y sensual. Sus líneas suaves nos anticipan en cierto modo una época tan icónica para Ferrari como fueron los 80, con el GTO y el Testarossa convirtiéndose en objeto de deseo para todo el que osase soñar. Pero a la vez, su limpieza y clasicismo representan el legado de épocas previas. Un Ferrari popular en todos los sentidos y con el encanto que ofrece su peculiar aleación entre el arte de Ferrari y lo simplemente práctico. Un Dino tiene ese toque italiano que a todo el mundo gusta.

PLAYSTATION CLASSIC: Una versión mini de la primera consola de Sony

PLAYSTATION CLASSICParece que el tirón de la nostalgia en los videojuegos sigue existiendo y ahora es Sony la que juega una carta que nos suena en cuanto a lanzamiento de hardware. Así, tal y como vimos con Nintendo con la NES Classic mini y la SNES mini, llega el turno ahora de recuperar otra consola de antaño. Atentos, amantes de las PlayStation, porque Sony presenta la PlayStation Classic, que llega en un formato más compacto y con títulos míticos dirigidos a enamorar a los fans del producto. El anuncio lo ha llevado a cabo la compañía mediante una entrada en su blog y un vídeo en el que se resume el espíritu y parte de las características del producto. En efecto, estamos ante una versión más compacta de la PlayStation original – según afirma el propio fabricante, prácticamente la mitad del tamaño – que se podrá adquirir de forma global en todo el mundo el próximo 3 de diciembre. ¿Por qué ha elegido Sony esta fecha en concreto? Porque coincide con el lanzamiento de la PS1 en Japón hace exactamente veinticuatro años: la PlayStation original se lanzó inicialmente en su país de origen el 3 de diciembre de 1994, y en ese momento ni las previsiones más optimistas podrían adivinar el impacto del producto a lo largo de los años. El fabricante ha ideado con la PlayStation Classic un formato de consola compacto y que basta con conectar al televisor nada más sacarse de su embalaje para poder comenzar a jugar, solo o acompañado. La Classic llega, de esta manera, con todos los ingredientes para poder disfrutarse desde el minuto uno y así, el paquete incluye dos mandos -una réplica a escala de los mandos originales de la consola- y hasta veinte juegos precargados entre los que nos encontramos algunos títulos que marcaron una época como “Jumping Flash!” (1995), “Wild Arms” (1996), “Final Fantasy VII” (1997), “Tekken 3” (1997) y “R4 Ridge Racer Type 4” (1998). Todos ellos siguiendo fielmente el aspecto e imagen pixelados del momento. Según vemos en la web de Sony, la PlayStation Classic hereda toda la carga genética de la primera PS en cuanto a diseño, con el característico tono y añadiendo pequeñas variaciones en lo referente a puertos de entrada y salida. Así, un puerto HDMI y un microUSB (y los puertos para los mandos). En cuanto a los controladores, otro aspecto que vemos es que no incluyen DualShock. Tampoco incluirán el adaptador de corriente (habrá que comprarlo por separado), pero incluye un cable HDMI y un cable USB (y la tarjeta de memoria virtual). Eso sí, Sony parece plantearlo como regalo para Navidades porque estará disponible a partir del 3 de diciembre por 99,99 dólares/euros en Japón, Estados Unidos y Europa (a falta de saber los países concretos), especificando que serán unidades limitadas. De esta manera, Sony pretende seguir la estela, como hemos apuntado, de Nintendo, que sigue haciendo caja en volúmenes ingentes en este nuevo segmento para los más nostálgicos. Que nadie piense que se trata de un guiño a sus fans con más añoranza: el negocio de las consolas retro mueve millones, muchos millones.

POLAROID ONESTEP + i-TYPE 2018: Una clásica de toda la vida

POLAROID ONESTEP + i-TYPEComo sabéis, Polaroid es una de las firmas más prestigiosas en lo que a fotografía se refiere. Tienen una seña de identidad propia que se ve reflejada en cada uno de sus productos. Por lo visto, parece que han decidido adaptarse a los tiempos que corren, y su nueva creación da fe de ello. Si hace un año Polaroid presentó su OneStep 2, en el 2018 la compañía americana decidió actualizar su instantánea clásica con nuevas adiciones de conectividad móvil para aumentar las posibilidades creativas con la nueva OneStep + con cámara i-Type. Presentada en el IFA 2018 realizado en Berlín, la instantánea está inspirada en el modelo original de la OneStep de 1977. Su diseño no deja lugar a dudas y la franja con los colores del arcoiris nos muestran que estamos ante una auténtica cámara Polaroid. El dispositivo cuenta con una cámara de alta calidad, perfecta para obtener un estilo vintage con calidad de detalle. La versión OneStep+ ha sido mejorada integrando conectividad bluetooth además de una nueva batería recargable por conexión micro-USB. Se puede conectar un smarphone con la cámara mediante la app de Polaroid Originals (disponible para iOS y Android) ofreciendo “más formas de jugar”, como dice la compañía. Con la app, podrán controlar varios aspectos de toma como: Disparo remoto, temporizador, doble exposición, larga exposición para pintar con luz, disparador activado por sonido y modo manual. La app también tiene algunas funciones adicionales como escaneador de imágenes y funciones sociales para compartir contenido. La cámara cuenta con un objetivo fijo de 106 mm de distancia focal con ángulo de visión de 40°; su diseño permite hacer capturas de acercamiento y autorretrato desde los 30 cm de distancia. Es compatible con la película tipo 600 y la i-Type de Polaroid. Cuenta con una batería de 1100mAh que le da el aproximado de 60 días de autonomía. Tiene un peso de 493 gramos y unas dimensiones de 150 mm de largo, 111 mm de ancho y 97mm de alto. Cuenta con un flash de descarga integrada. También cuenta con controles manuales para controlar la exposición si no se quiere o puede manejar con el móvil. ¿Y qué hay del precio? Ya se encuentra totalmente disponible y por un precio de 159,99 euros en su página oficial. Si eres nostálgico y amas la fotografía, ya estás tardando en hacerte con una de las nuevas Polaroid.

 

JUNKERS JU 52: El mítico avión que se resiste a abandonar los cielos

JUNKERS JU 52Una noticia dada a conocer el pasado mes de agosto en Suiza, da cuenta del accidente de un Junkers Ju 52/3m de matrícula HB-HOT que se estrelló en los Alpes, el cual había sido fabricado en 1939 y era un icono de la aviación mundial. Lo resaltante del asunto es que se trataba de uno de los ocho que aun siguen en funcionamiento en el mundo. De los restantes, tres pertenecen a la misma empresa suiza que operaba la nave siniestrada, que realizan vuelos recreativos sobre la cadena montañosa europea, mientras que los otros cuatro se encuentran repartidos en Alemania, EE.UU., Sudáfrica y Francia, todas en condiciones de vuelo. Como sabéis, el Junkers Ju 52 fue un avión de transporte alemán utilizado ocasionalmente como bombardero (en la Guerra Civil Española); era un monoplano de ala baja con tren de aterrizaje fijo y revestimiento metálico, descendiente del Junkers F 13. A pesar de sus rasgos arcaicos, con tren de aterrizaje fijo, líneas angulosas y revestimiento corrugado, el Ju 52 no solo estuvo presente en todas las operaciones bélicas alemanas de la Segunda Guerra Mundial, sino que también participó en algunas de las denominadas “guerras de posguerra”. Fue asimismo uno de los aviones preferidos de Adolf Hitler, quien utilizó uno de estos modelos para su uso personal, y que se convirtió no solo en su modelo favorito, sino en el más famoso avión representativo del transporte del III Reich . El mismo Fuhrer usó una versión civil, matrícula D-2600 en color plateado para hacer sus recorridos durante su campaña electoral de 1932 que lo hizo famoso, ya que posibilito que en un mismo día podía estar en varias concentraciones políticas – algo inédito en esos tiempos – y al comienzo de la guerra hizo adaptar un ejemplar para utilizarlo como transporte personal. A pesar de las rigurosas restricciones en materia de armamento impuestas a Alemania por el Tratado de Versalles, desde 1919 se habían llevado a cabo experiencias secretas y programas de entrenamiento militar a personal escogido en instalaciones clandestinas fuera del territorio alemán, especialmente en la URSS a raíz del Tratado de Rapallo de 1922. A partir de la retirada alemana de la Conferencia de Desarme de Ginebra en octubre de 1933, comenzaron a sentarse las bases para un auténtico rearme. La futura Luftwaffe debía estar inicialmente equipada con aviones militares adaptados de versiones civiles ya existentes. En 1927 los ingenieros de Junkers se ocupaban del desarrollo de un nuevo y gran monomotor de transporte en el que se resumía toda la experiencia acumulada en diseños anteriores y que estaba destinado en principio a trabajos de carga. Como sus predecesores, la construcción del nuevo modelo Ju 52 era típicamente Junkers, con revestimiento metálico en duraluminio corrugado y con la clásica “doble ala Junkers”. El primer Ju 52/1m voló el 13 de octubre de 1930. Al año siguiente el equipo de diseño Junkers (encabezado por el ingeniero Ernst Zindel) comenzó a evaluar y a trabajar en la adaptación de otros dos motores en las alas, y motivó que la séptima célula fuese extraída de la cadena de montaje y convertida en el prototipo del Junkers Ju 52/3m (3m por Dreimotoren, trimotor); estaba propulsado con tres Pratt & Whitney Hornet de 550 CV, y realizó su vuelo inaugural en abril de 1931. Las prestaciones de este Ju 52/3mce fueron tan marcadamente superiores a las de la versión monomotor, que se decidió suspender la producción de esta. La evaluación del potencial militar de este aparato por parte de la entonces clandestina Luftwaffe condujo a la construcción de una versión de bombardero provisional, la Ju 52/3mge y posteriormente a un mejorado Ju 52/3mg3e. La conversión para misiones de bombardeo apenas alteraba la fisonomía usual del aparato por lo que podía ser fabricada con la mayor rapidez sin modificar las líneas de montaje ya existentes. Esta última versión, propulsada por tres motores radiales B.M.W. 132-A-3 de 725 CV, podía transportar una carga interna de seis bombas de 100 kg y estaba defendida por dos ametralladoras MG15 de 7,92 mm en posición dorsal y en un puesto ventral escamoteable. Las entregas del Ju 52/3mg3e a la recién estrenada Luftwaffe totalizaron unos 450 ejemplares en 1934-35; la primera unidad equipada con ellos fue el Kampfgeschwader 152 “Hindenburg”. Fue un modelo básico para transporte de tropas, operaciones de control nocturno y lanzamiento de paracaidistas en Polonia, Noruega, Bélgica, Holanda, Creta, Norte de África y el frente del Este; en algunos casos se usó como transporte personal de oficiales. Precisamente en 1942, en las bases aéreas de Pitomnik y Gumrak fue donde el Ju 52 realizó su máximo esfuerzo en la lucha por esta ciudad ayudando a llevar pertrechos y tropas de refresco, así como a evacuar a los heridos del VI Ejército de Friedrich Paulus durante la Batalla de Stalingrado. La versatilidad del Ju 52/3 motivó que fuese utilizado exhaustivamente por la Luftwaffe durante todas las hostilidades. Su historia no acabó el día de la victoria aliada, cuando solo unos 50 ejemplares de los 4.835 construidos permanecían en estado operativo. El principal usuario de posguerra fue Francia, con casi 400 ejemplares construidos por Ateliers Aéronautiques de Colombes (anteriormente Avions Amiot) con la designación AAC 1 Toucan (Tucán), de los que 85 prestaron servicios comerciales en la posguerra con Air France y otras muchas líneas aéreas francesas. Asimismo, tuvo destacada participación durante la guerra de Indochina. Llama la atención que los enemigos de Alemania decidieran seguir utilizándolas luego de la guerra, reconociendo su valor y superioridad sobre sus propios aviones. Aparte de las que aun están operativas, existen otras que ya no vuelan, pero se exhiben en los museos donde podemos admirarlos como se debe.

RETRO-BIT GENERATIONS: Una consola en miniatura con 100 juegos clásicos

RETRO-BIT GENERATIONSVaya uno a saber porque motivos, pero en los últimos tiempos a muchos les ha entrado un ataque de nostalgia con las consolas de los años 80 y 90. Esto ha sido propiciado por la vuelta al mercado de algunos modelos míticos en versiones en miniatura. Aunque lo cierto es que nunca han dejado de estar de moda. Como sabéis, el mundo de los emuladores de consolas clásicas está muy vivo y miles de personas disfrutan a diario de títulos de su infancia en la comodidad de su ordenador. También ha contribuido la irrupción de los mini ordenadores, que permiten tener una consola retro de forma sencilla. En este caso se trata de sobre Retro-Bit Generations, una consola en miniatura con 100 juegos clásicos en su interior. Con un precio de tan sólo 60 euros, es la consola más completa para hacerle la competencia a las otras similares que han salido al mercado. Motivos no le faltan. La consola se conecta a nuestro TV mediante un puerto HDMIo bien mediante los tres conectores RCA clásicos, e incluye dos mandos de control USB con 6 botones, con el mismo diseño de los mandos de Megadrive (o Sega Genesis). Si hasta aquí os pica la curiosidad, veréis su impresionante catálogo de juegos, ya que incluye 90 juegos clásicos instalados, licenciados de compañías como Capcom, Data East, Irem o Jaleco, los auténticos dominadores de las máquinas recreativas en los años noventa. De este modo podremos disfrutar principalmente de títulos de Arcade, aunque hay alguno que se ha colado de SNES o MegaDrive. La lista completa de juegos incluye joyas como 1942, Bionic Commando, Captain Commando, Mercs, Super R Type, Super Earth Defense Force, Super Ghouls´ Ghosts, Jim Power, Kung Fu Master, Forgotten Worlds… con calidad de 16 bit. Su cómodo precio es otro motivo para querer tenerlo y poder revivir aquellos momentos que no volverán.

Anuncios
A %d blogueros les gusta esto: