THE SOUND OF EARTH: El disco de oro de las Voyager ‘regresa’ a la Tierra por su 40º aniversario

the-sound-of-earthSin duda alguna, se trata de una buena noticia para los coleccionistas de vinilos. En esta ocasión se trata de una reedición muy especial del “Disco de Oro de las Voyager (The Sound of Earth), el mismo que Carl Sagan envió al espacio en 1977 a través de las naves espaciales Voyager. Como sabéis, se trata de un disco fabricado en oro que contiene piezas clásicas – como un movimiento del “Concierto de Brandenburgo” de Bach, arias de “La Flauta Mágica” de Mozart, la “Quinta Sinfonía” de Beethoven y el “Rito de Primavera” de Stravinsky – sonidos e imágenes de la humanidad y que deambula en el infinito universo en espera de que alguna civilización alienígena lo encuentre y sepa de nosotros. Se estima que tardará 40,000 años en alcanzar las proximidades de la estrella más cercana a nuestro sistema solar, por lo que se trata en realidad de un registro que muestre nuestra existencia humana en el complejo universo. En esta ocasión Ozma Records celebrará el 40 aniversario de este acontecimiento a través del lanzamiento de una increíble versión para coleccionistas, lo que significa que ahora podrás tener en tu colección el disco que podría ser lo único que quede de nuestra humanidad. Para ello, David Pescovitz, Timothy Daly y Lawrence Azerrad se han propuesto ’traerlo de vuelta’ a la Tierra. El disco, concebido como una suerte de una botella con un mensaje dentro para la infinidad del espacio, es todo un hito de la exploración espacial. Junto a los sonidos y las imágenes, contiene instrucciones para leer, entender y descifrar el disco y la localización del sistema solar y de la tierra, mensajes en morse, sonidos de animales, saludos en una gran diversidad de idiomas junto con este discurso del entonces presidente estadounidense Jimmy Carter: “Este es un regalo de un mundo pequeño, distante. Una muestra de nuestros sonidos, nuestra ciencia, nuestra imagen, nuestra música, nuestros pensamientos y nuestros sentimientos. Estamos tratando de sobrevivir a nuestro tiempo para que podamos vivir en el suyo”. No hay, sin embargo fotos de la guerra, a pesar de ser una realidad de la humanidad, ya que no se quería enviar un mensaje que pudiera interpretarse como violento. Tampoco referencias a las religiones que pudieran comunicar divisiones o prejuicios. De momento, el regreso del disco de las Voyager depende su éxito en su campaña de crowdfunding, que avanza a buen ritmo. La copia del disco, que desde luego no será de oro, incluirá el audio original junto con un libro conmemorativo en edición para los coleccionistas. Eso si, los que quieran hacerse con uno de ellos, tendrán que desembolsar los casi 100 dólares que cuesta.


Los comentarios están cerrados.
A %d blogueros les gusta esto: