KING KONG: Un gigante que cumple 80 años

KIng Kong Cuando Hollywood comenzaba a posicionarse como la meca del cine, en la década de los 30, llegó a la pantalla grande King Kong, un desafío cinematográfico de esa época, que se convirtió en una de las películas más emblemáticas de la historia del filme y que hace nos días cumplió 80 años. Producida por los estudios RKO y dirigida por Meriam Cooper y Ernest Schoedsack, King Kong se presentaba como una especie de versión libre del mito de la Bella y la Bestia. Fue estrenada el 7 de marzo de 1933, en las instalaciones del teatro Radio Music City Hall y protagonizada por Fay Wray (Ann Darrow), Bruce Cabot y Robert Armstrong. La película de este personaje de 80 años, narra la historia de un gigantesco gorila que vive como amo absoluto de la isla Skrull (Calavera), donde los aborígenes le llevan jóvenes como ofrendas. Luego de sería capturado y trasladado a New York para exhibido como un objeto de feria. Tras liberarse, escapa y captura a su amor imposible, Ann. Es ahí cuando se refugia en el Empire State enfrentándose a un enjambre de aviones, inmortalizando una de las escenas más historias de la industria cinematográfica. Esta cinta es recordada por sus efectos especiales, a cargo de Willis O’Brien. Para ello emplearon técnicas atrevidas para la época, pero que lograron que el filme se convierta en un éxito taquillero en Estados Unidos y el resto del mundo. Empezando por el personaje principal: el gorila, construido como un esqueleto de metal relleno de algodón y cubierto de látex. Luego se lo recubrió con piel de oso, para darle mayor naturalidad. Para el resto de animales y personajes que aparecen en la película se utilizaron miniaturas, utilizando el sistema llamado stop motion. 43 años después de su estreno, el director inglés John Guillermin realizó una nueva adaptación para Dino de Laurentis en 1976, con Jeff Bridges y Jessica Lange como protagonistas. Dicho filme, que tuvo un presupuesto de 24 millones de dólares, hizo algunas modificaciones sustanciales en la trama y lo más notable se centró en que en vez de que King Kong subiera al Empire State, lo hacía en las hoy extintas Torres Gemelas. Aunque logró recaudar 52 millones 614 mil 445 dólares, es considerado un fracaso cinematográfico.Distinta surte corrio la otra adaptación hace ocho años y que estuvo a cargo del neozelandés Peter Jackson, artífice de la trilogía de El señor de los anillos. Tuvo dentro de su elenco a Naomi Watts y Jack Black. Este proyecto regresó a la esencia del filme de 1933 y respetó el hecho de poner a King Kong en el Empire State, valiéndose de la tecnología de la época que le permitió generar importantes efectos visuales. Con un presupuesto de 207 millones, esta versión ingresó a taquilla 550 millones 517 mil 357 dólares. Si me dan a elegir cual prefiero, obviamente este último ¿vale?

Anuncios
Los comentarios están cerrados.
A %d blogueros les gusta esto: